UN PADRE, UNA HIJA Y UN PERRO

 
UN PADRE, UNA HIJA Y UN PERRO
  • Publicado por MARÍA DOLORES RÍOS BRANDAU
¡ Cuidado! ¡casi tocas ese auto de costado! – me gritó mi padre – ¿ es que no puedes hacer nada bien?
Esas palabras me dolieron más que un golpe. Volví mi cabeza hacia el anciano sentado en el asiento junto a mí, desafiándome a contestarle. Se me hizo un nudo en la garganta, y aparté los ojos. No estaba preparada por otra pelea:
– “Yo vi el auto, papá. Por favor, no me grites cuando manejo.”

Mi voz fue medida y firme, que sonaba mucho más calmada de lo que realmente me sentía.
Mi padre me miró furioso, después volvió su cabeza y se mantuvo callado. En casa lo dejé enfrente del televisor y fui afuera para componer mis pensamientos. Había oscuras y pesadas nubes en el cielo, prometiendo una lluvia. Un trueno distante retumbó como si fuera el eco de mi agitación interna. ¿Qué puedo hacer con él?
Mi padre había sido leñador. Había disfrutado de vivir al aire libre y le gustaba medir su fuerza contra el poder de la naturaleza. Había entrado en agotadoras competiciones de leñadores, y a menudo ganaba.
Los estantes de su casa estaban llenos de trofeos que probaban su habilidad.
Pero los años pasaron implacables.La primera vez que no pudo levantar un pesado tronco, hizo una broma sobre eso; pero luego el mismo día lo vi afuera solo, tratando de levantarlo. Se volvió irritable cada vez que alguien le hacía bromas sobre estar envejeciendo, o cuando no podía hacer algo que hacía cuando era joven.
Cuatro días antes de cumplir sesenta y siete años, tuvo un ataque al corazón. Una ambulancia lo llevó al hospital mientras el paramédico le hacía resucitación para mantener la sangre y el oxígeno circulando. En el hospital, lo llevaron corriendo al cuarto de operaciones. Tuvo suerte, sobrevivió. Pero algo en el interior de papá, murió. El gusto por la vida desapareció.Obstinadamente se negaba a seguir las órdenes del doctor. Las sugerencias y los ofrecimientos de ayuda eran rechazados con sarcasmo e insultos. El número de visitantes disminuyó, y finalmente cesaron. Papá quedó solo.
Mi esposo y yo le pedimos que viniera a vivir con nosotros a nuestra pequeña granja. Esperábamos que el aire libre y la atmósfera de granja le ayudaran a ajustar su vida. Una semana después de que llegara, estaba arrepentida de la invitación. A mi padre nada le parecía satisfactorio. Criticaba todo lo que yo hacía.
Me sentía frustrada y deprimida. Pronto me di cuenta que estaba desahogando mi rabia con mi esposo. Empezamos a discutir y a pelear. Alarmado, mi esposo buscó al pastor y le explicó la situación.
El pastor nos dio citas de consejería para nosotros. Al final de cada sesión, él oraba, pidiendo a Dios que calmara la turbada mente de papá.

Pero los meses pasaban y Dios guardaba silencio. Había que hacer algo y era yo la que lo tenía que hacer. Al día siguiente me senté con la guía telefónica y llamé a cada una de las clínicas mentales que había en ella.
Le expliqué mi problema a cada una de las voces llenas de simpatía que me contestaron. Justo cuando estaba perdiendo la esperanza, una de esas amables voces de repente exclamó, “¡Recién leí algo que podría ayudarla! Déjeme ir a buscar el artículo…”

Yo escuché mientras ella leía. El artículo describía un sorprendente estudio hecho en una clínica geriátrica. Todos los ancianos pacientes estaban con tratamiento por depresión crónica. En todos ellos sus actitudes mejoraron en forma excepcional cuando se les dio la responsabilidad de cuidar a un perro. 
descarga (1)descarga (3)images (7)
Fui a la municipalidad para ver los perros ofrecidos en adopción. Después que llené un formulario, un oficial uniformado me llevó a los corrales de los perros. El olor a los desinfectantes inundó mi nariz cuando entré a las filas de jaulas. Cada una contenía de cinco a siete perros.
Los había de pelo largo, enrulado, unos negros y otros con manchas que saltaban, tratando de alcanzarme.Los fui estudiando uno por uno pero los rechacé a todos por distintas razones, demasiado grande, o demasiado chico, o demasiado pelo, etc.
Cuando llegué al último corral, un perro desde la esquina más alejada se paró con dificultad, caminó hacia el frente de la jaula y se sentó. Era un pointer, una de las razas aristócratas del mundo de los perros.
Pero éste era una caricatura de la raza.

Los años habían puesto en su cara y hocico un poco de gris. Los huesos de sus caderas sobresalían en triángulos desiguales.
Pero fueron sus ojos los que atraparon mi atención.

Calmados y límpidos, me observaban fijamente.

pointer flaco y jaulapointer flaco y jaula1

Apuntando al perro, pregunté, ¿Qué me dice de éste? El oficial miró, y sacudió su cabeza, intrigado:

– “Él es un poco raro. Apareció no se sabe de dónde, y se sentó en el portón del frente. Lo entramos, pensando que quizá alguien viniera a reclamarlo. Eso fue hace dos semanas y nadie ha venido. Su tiempo termina mañana”. Hizo un gesto, como queriendo decir que ya se le había agotado su oportunidad de vivir.
Mientras las palabras entraban a mi mente, me volví al hombre con horror:
– “¿Quiere decir que lo van a matar?”
– “Señora”, dijo dulcemente, “Es el reglamento. No hay lugar para todos los perros que nadie reclama.”
Miré al pointer otra vez. Sus calmados ojos marrones esperaban mi decisión. “Lo llevaré conmigo”, le dije. Y manejé hasta casa con el perro sentado en el asiento delantero a mi lado. Cuando llegué a casa, toqué la bocina dos veces. Lo estaba ayudando a bajar del auto cuando papá apareció en la puerta de enfrente… ¡Mira lo que te traje, papá! dije entusiasmada.
Papá miró, y puso una cara de disgusto:
– Si yo quisiera un perro lo hubiera buscado. Y hubiera elegido uno mejor que esta bolsa de huesos. Quédate con él, yo no lo quiero. Agitó su brazo despectivamente y empezó a caminar hacia la casa.
POINTER

El enojo creció dentro de mí. Me apretaba los músculos de la garganta y sentía latidos en las sienes. ¡Es mejor que te acostumbres a él, papá, porque se queda con nosotros! Papá me ignoró… 
– ¿Me escuchaste, papá? Grité.
Al decir estas palabras papá se volvió enojado, con sus manos apretadas a sus costados, y con sus ojos entornados con odio. Estábamos parados mirándonos fijamente, cuando de repente, el pointer se soltó de mi mano. Fue cojeando despacio hasta mi padre y se sentó frente a él.
Entonces muy despacio, cuidadosamente, levantó la pata delantera.
La quijada de mi padre tembló mientras se quedó mirando la pata levantada. La confusión reemplazó la ira de sus ojos. El pointer esperaba pacientemente. De pronto, papá estaba arrodillado, abrazando el animal.
descarga (3)
Fue el principio de una cálida e íntima amistad. Papá lo llamó Cheyenne. Juntos, él y Cheyenne exploraron el vecindario. Pasaron largas horas caminando por polvorientos caminos. Iban a las orillas de los rápidos ríos, a pescar sabrosas truchas, pasando largos momentos de reflexión. Incluso comenzaron a ir juntos a la iglesia los domingos, mi padre sentado en un banco y Cheyenne echado silencioso a sus pies.
pointer y anciano

Papá y Cheyenne fueron inseparables a través de los tres años siguientes. La amargura de mi padre se desvaneció, y él y Cheyenne hicieron muchos amigos.
Entonces, una noche, muy tarde, me extrañó sentir la fría nariz de Cheyenne revolviendo nuestras frazadas. Nunca antes había entrado a nuestro dormitorio en la noche. Desperté a mi esposo, me puse un abrigo y corrí al cuarto de mi padre. Papá estaba en su cama, con una faz serena. Pero su espíritu se había ido silenciosamente en algún momento durante la noche.
Dos días más tarde, mi dolor se hizo todavía más profundo cuando descubrí a Cheyenne tendido muerto junto a la cama de papá. Envolví su cuerpo en la alfombra sobre la cual siempre había dormido.
 pointer alfombra
Mientras mi esposo y yo lo enterrábamos cerca de su lugar favorito de pesca, le agradecí silenciosamente por la ayuda que me había dado para devolver a mi padre paz y tranquilidad.

La mañana de funeral de papá amaneció nublada y sombría. Este día se ve de la misma manera que yo me siento, pensé, mientras caminaba hacia la línea de bancos de la iglesia reservados por familia.
Estaba sorprendida de ver la cantidad de amigos que papá y Cheyenne habían hecho, que llenaban la iglesia. El pastor comenzó su elogio del difunto. Fue un tributo para papá y para el perro que había cambiado su vida.

El pastor citó Hebreos 13:2. “No dejes de dar hospitalidad a forasteros, porque haciéndolo, algunos han recibido ángeles sin saberlo”.
Muchas veces he agradecido a Dios por haberme enviado un ángel, dijo.
Entonces me di cuenta, y el pasado cayó todo en su lugar, completando un rompecabezas que no había visto antes: aquella amable y simpática voz que me leyó aquel artículo sobre el estudio en la clínica geriátrica. La inesperada aparición de Cheyenne en el lugar de los perros para adopción.
Su calmada aceptación y completa devoción a mi padre y la proximidad de sus muertes. Y de repente, comprendí. Me di cuenta que, ciertamente, Dios había contestado mis plegarias en busca de su ayuda.
(Desconozco su autor)

 

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Adoptá un Galgo en Argentina

 

Hoy, me encontré con esta página en face y la web, seguramente hace mucho que están, pero yo la he descubierto hoy y quisiera que quienes visiten esta web y mis otras webs, pudieran compartir toda esta información, difundir, y hacer lo que cada uno pueda, desde ayer, estoy sumamente conmovida con lo que está sucediendo y sucede evidentemente desde hace muchísimo tiempo con los Galgos y esta gente hace lo posible e imposible por ayudarlos, merecen todo el apoyo y respeto de quienes amamos a los animales pues realmente es inmensa la ayuda que les brindan, por favor visiten las páginas, compartan, difundan, hagan lo que puedan por estos bellos perros tan vapuleados, maltratados, y vejados, a ver si entre todos podemos lograr que tengan una vida familiar, y sean perros de compañía y no sean más utilizados y luego abandonados.

 

 

GALGOS1544337_10153708026160224_875543489_n

defensadelgalgo1

Gracias por estar y por difundir también:

 

Leer más: http://www.adoptaungalgoenargentina.com/rss/

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Dios no comete Errores

 

HERNAN E HIMALAYA2

 

Este video fue publicado 
el 22/09/2012 Por Jim Stenson 

La vida está llena de momentos especiales, abre los ojos, abre tu mente y, sobre todo, abre tu corazón, verás. 

 Encontré este video en línea, no lo filmé yo, pero pensé que era tan especial que tenía que poner una canción detrás de él. Pienso que la perra labradora está tratando de hacerse amigo del niño, creo que esta era la primera vez que se vieron, no lo sé exactamente. 

El niño es prudente pero curioso, al mismo tiempo. 
 La persona que filmó el video original se puso en contacto conmigo en enero de 2013 Ella es la madre, su nombre es Ana, el nombre de su hijo es Hernán, y el nombre de la perra es Himalaya. Observen cuando el perro pone su pata sobre el hombro del niño como si dijera: “ Te amo, todo va a estar bien”. 

 El texto en el video fue inspirado por una hermosa niña con Síndrome de Down que conocí quien dijo “Dios no cometió un error cuando me hizo”, y su padre dijo que era un “regalo de Dios”. 

 Tuve que editar el video para adaptarse a la canción, pero es todo el contenido original y por cierto esta es mi primera edición de video. 02/05/2013 Ana (la madre de Hernán)me dijo: 
 

“Hernán, es un poco retraído y huye del contacto físico. 
No le gusta que lo toquen, pero Himalaya (la perra) insistió con tanta paciencia, y ella era tan suave que es por eso que es tan conmovedor, …yo no creo que Dios cometen errores, (Dios no comete errores) todo sucede por una razón. “

 Saludos cordiales, Ana 

 

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Solo un Perro

 

Solo un Perro

IGUALITA A CHESTER

De vez en cuando la gente me dice, “Tantas caricias, es solo un perro” o “Eso es un montón de dinero por sólo un perro” ” Es solo un animal, no es para tanto”.

Ellos no entienden el amor que se siente, la distancia recorrida con el, el tiempo empleado, o el costo que implica para “sólo un perro”.

Algunos de mis mejores momentos han ocurrido con “sólo un perro”.

Muchas horas han pasado con mi única compañía de “sólo un perro”, y ni una vez me he sentido menospreciado.

Algunos de mis momentos más tristes fueron puestos en marcha por “sólo un perro”

En aquellos días de oscuridad, el suave toque de “sólo un perro” me reconforta, me da seguridad y el propósito de superar el día, ese día.

Si usted también piensa que es “sólo un perro”, probablemente  no entienda frases como “sólo un amigo”, “sólo un amanecer”, o “sólo una promesa”.

“Sólo un perro” trae a mi vida la esencia de la amistad, la confianza y, pura alegría desenfrenada .

“Sólo un perro” saca la compasión y la paciencia que me hace una mejor persona.

Debido a “sólo un perro”. Me levantaré temprano a dar largos paseos y mirar con nostalgia hacia el futuro.

Para mí y para la gente como  yo, no es “sólo un perro” , es una forma de realización de todas las esperanzas y los sueños del futuro, los recuerdos del pasado, y la pura alegría del momento.

“Sólo un perro”, pone de manifiesto lo que es bueno en mí y desvía mis pensamientos lejos de mí mismo y de las preocupaciones del día.

Espero que la gente algún día puede entender que no es “sólo un perro” Es lo que le da a mi humanidad y me impide ser “sólo un hombre o una mujer”.

Así que la próxima vez que alguien diga la frase “sólo un perro” sonría, dado que “simplemente no entienden lo que dicen”

images (18)

 http://pets-marianela.blogspot.com/

 

 

 

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Palabra de Perro

 

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Perro: ¡ERES BIENVENIDO!

 
http://petstars.com.ar

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Collie: otra historia de amor y fidelidad

 

.

Collie

Cementerio de La Piedad, Rosario, Argentina:

.
Collie llegó a La Piedad hace unos cinco años, el mismo día en que sepultaron a su amo. Esa noche se quedó junto a la tumba y al día siguiente, cuando los familiares vinieron por él, no hubo forma de llevarlo. 
Hubo unos días de pausa y regresaron, en este caso con una soga.
“Vino el hijo de la persona fallecida, intentó atraparlo con una soga pero el perro escapó hasta el fondo y no hubo manera de sacarlo de acá”, recuerda Lombardo, que lleva 30 años trabajando en el lugar y se ocupa personalmente de alimentar a Collie todas las mañanas, al igual que al resto de los perritos callejeros que eligieron el cementerio como residencia.
Según el hombre, ese es el único momento del día en que Collie da muestras de afecto. 
Una vez concluido el desayuno, el perro se pierde durante horas, deambula o se recuesta en los alrededores de la que fuera la tumba de su amo.
“Dicen que al dueño lo cremaron y que eso lo desorientó, sigue viniendo a este sector donde comenzó todo”, dice Eduardo Visconti, citando una versión que circuló entre el personal de La Piedad. “Ahora duerme la siesta en el lugar cercano a la tumba y el resto del tiempo se queda cerca de las oficinas de entrada”, comenta.
Antes que Domingo, a Collie  lo cuidó Miguel Landriel, capataz del lugar ahora jubilado, quien le pasó la posta. “Yo quería hacerme amigo, pero se iba corriendo, no me dejaba ni acercar”, recuerda y cuenta que hasta su esposa está involucrada en la historia. “Anoche preparó arroz con menudos de pollo que me regalaron y les traje a todos los perritos”.

.

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Libertad y Jeff

 

Una extraordinaria historia que nos habla de la vida, de la superación, la interacción y amor entre Jeff y un águila calva llamada “Libertad”, en un viaje juntos por la vida. Muchas veces aprendemos de las aves, siempre por mucho serán nuestro ejemplo para volar.

28-7-150x150Esta historia nos llegó a la redacción y nos preguntábamos si era verídico o una novela, averiguamos y nos encontramos con la sorpresa de que es un testimonio de una experiencia real. Cuántas veces nos indican la mejor térmica, el núcleo de mayor ascenso y otras veces nos siguen o quizás nosotros tratamos de seguirlas…
Compartimos este resumen del libro “An Eagle Named Freedom” escrito por Jeff Guidry.  Múltiples conferencias ofreció con este ejemplar argumento para superar adversidades. Jeff es colaborador de Sarvey Wildlife Care Center, un centro para salvar vidas de desplazados y debilitados animales salvajes, para que puedan ser devueltos con éxito a su hábitat natural. El fin de SWCC es educar para interpretar la originalidad y la perfección de cada especie y los retos ecológicos que se enfrentan.
Libertad y Jeff
Libertad y yo hemos estado juntos catorce años. Llegó como un pichón en 1998, con dos alas rotas. Su ala izquierda no se abría hasta el final, incluso después de la cirugía, se le había roto en 4 lugares. Ella es mi bebé.
Cuando Libertad llegó a mí, tenía las dos alas rotas. Estaba desmejorada y cubierta de piojos. Decidimos darle una oportunidad en la vida en el centro Sarvey Wildlife Care Center, así que la tomé y la llevé a la oficina del veterinario. A partir de entonces siempre estuve a su alrededor. La hemos tenido en una enorme jaula de perros con la parte superior abierta, a la cual llenamos con periódicos cortados en tiras para que ella estableciera su nido, y así pudiera acostarse y descansar.
28-10-150x150
“el honor de estar tan cerca de un espíritu tan magnífico como Libertad”
Yo solía sentarme y hablar con ella, instándola a vivir, a luchar, mientras ella se quedaba mirándome con esos grandes ojos marrones. También tuvimos que alimentarla dándole comida a través de un tubo durante semanas.
Esto se prolongó durante cuatro a seis semanas, y para entonces todavía no podía mantenerse parada por sí sola. Llegó al punto en que se tomó la decisión de practicarle la eutanasia si es que ella no podía mantenerse en pie por sí sola, en una semana más.
Imaginarás lo difícil que fue para mí, tomar una decisión de esa índole. No quería cruzar esa línea entre la tortura y su rehabilitación, pero parecía que la muerte nos iba ganar. A ella se le daría  una oportunidad hasta ese viernes, pero si no reaccionaba, se la pondría a dormir.
Supuestamente yo debía visitarla por última vez la tarde del jueves. No quería ir porque no podía soportar la idea de verla sacrificar; pero fui de todos modos y cuando entré al Centro, vi que todo el mundo estaba con una sonrisa de oreja a oreja. Fui inmediatamente de regreso a su jaula y allí estaba ella, de pie por su cuenta, una grande y bella Águila. Estaba lista para vivir !!
Yo estaba casi con lágrimas en mis ojos en ese momento. Fue un día muy bueno y muy especial para mí. Sabíamos que no podría volar, así que el director me dio un guante de entrenador y una correa para sujetar con un anillo la pata del águila y así manejarnos.
28-3-150x150
Jeff Guidry and His Eagle Named Freedom
Entonces empezamos a hacer programas de educación para las escuelas en el oeste de Washington. Terminamos en los periódicos, la radio y algunos programas de Televisión. En “Se admiten Milagros” incluso se hizo una demostración acerca de nosotros.
En la primavera de 2000, fui diagnosticado con linfoma de Hodgkin, etapa 3, que no es bueno, en un órgano principal y otras partes, por lo que terminé haciendo ocho meses de quimioterapia, perdí un montón de trabajo y cabello.
Cuando me sintiera lo suficientemente fuerte, pensaba ir a las montanas de Sarvey para tomarme con Libertad la dicha de dar un paseo. Estaba ansioso por ver la reacción de Libertad. También ella me ayudaba viniendo en mis sueños y me ayudo a luchar en contra el cáncer. Esto sucedió una y otra vez…
Un avance rápido hasta noviembre de 2000, el día después de Acción de Gracias, fui para el último examen. Me dijeron que  el cáncer ya no existía. Se había ido. Todos mis martirios y preocupaciones se fueron después de 8 rondas de quimioterapia, mi última opción era un trasplante de células madre. De todos modos,  hicieron las pruebas y tenía que volver el lunes para los resultados finales. Fui el lunes y me informaron los doctores que el cáncer había desaparecido.
28-8
Jeff and Freedom
Así que lo primero que hice fue levantarme y llevar a Libertad a dar un paseo. Era una mañana con niebla y muy fría. Quería ver si se atrevía a volar aunque fuera un vuelo corto. Fui con una correa para sujetarla.
Salimos a la colina. No le había dicho ni una palabra a Libertad, pero de alguna manera lo sabía. Ella me miró y me envolvió completamente con sus inmensas alas, podía sentir su presión y toda su fuerza en mi espalda, estaba envuelto por las alas de el águila !!
Entonces me tocó la nariz con su pico y se quedó mirándome con sus ojos, quedándose allí muy tranquila por no sé cuánto tiempo. Emprendió un corto vuelo y regresó a mí…
Ese fue un momento mágico. Hemos sido amigos del alma cada vez desde que llegó a mi vida, esta es un ave muy especial.
Nunca olvidaré que tengo el honor de estar tan cerca de un espíritu tan magnífico como Libertad.
Espero que hayan disfrutado esto!
Jeff Guidry.
Un video de William Morrow con el testimonio del Jeff Guidry y el águila Libertad, la rehabilitación y el regreso de ambos a la vida .

fuente:  http://www.flyclick.com.ar/2012/08/26/un-aguila-llamada-libertad/

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.

Amistad Animal

 

 

Un venado visita a un gato todas las mañanas en el jardín de éste. 
Un gato en Harrisburg, Pennsylvania, USA., tiene un amigo especial que diariamente lo va a ver. 
El dueño del gato tomó estas fotografías después de algunas visitas.

 

Después de perder a sus padres, este orangután de tres años de edad, estaba tan deprimido, que se reusaba comer y no respondía nada bien a los tratamientos. Los veterinarios presentían que se entregaría a la muerte. El perro de edad fue encontrado perdido en las inmediaciones del parque zoológico, y cuando lo pusieron en la sala de tratamiento, se reunió con el orangután, y los dos se convirtieron en amigos inseparables desde entonces.

 

Ellos viven en el norte de California y la natación es el deporte favorito de ambos, aunque Roscoe (el orangután) todavía tiene un poco de miedo al agua y necesita la ayuda de su amigo para nadar.

 

Ellos pasan todo el tiempo juntos y podemos ver por las sonrisas y la risa, cuan felices son. 

 
El orangután encontró una nueva razón para vivir y se esfuerza al máximo para acompañar a su nuevo amigo en sus actividades.
 
Juntos descubrieron el lado cómico de la vida y el valor de la “Amistad”.

 

Nairobi. AFP. Un hipopótamo bebé que sobrevivió a las olas del tsunami en las costas de Kenya, ha formado un fuerte vínculo con una tortuga macho gigante, centenaria,  en un lugar para animales del puerto de la ciudad de Mombassa, dijeron los oficiales. 

 El hipopótamos, llamado Owen y que pesa cerca de 300 kg, fue arrastrado del Río Sabakihacia el Océano Índico, y luego arrojado a la playa donde las olas del tsunami  golpearon la costa de Kenya el 26 de diciembre, antes de que los rescatistas de Vida Silvestre lo rescataran

Un hipo de menos de 1 año de edad se adaptó a una tortuga de casi 100 años.
La tortuga parece estar muy feliz siendo una “madre”, le dijo a AFP la ecologista Paula Kahumbu, quien está a cargo del parque Lafarqe.
– Nadan, comen y duermen juntos – comentó la ecologista.- El hipopótamos sigue a la tortuga del mismo modo como lo haría con su madre. Si alguien se aproxima a la tortuga el hipo se vuelve agresivo , como si protegiera a su madre biológica, añadió Kahumbu.

Anjana, el chimpancé que rescató a los dos tigres blancos como consecuencia del huracán Hanna, que los separó de su madre en Carolina del Sur.

Y no sólo juega con ellos, sino que ayuda a darles el biberón. Incluso ya ha criado a cachorros de un leopardo y de un león.

"color: black;">
A eso se llama tener instinto maternal

¿Recuerdas a Bambi y Tambor?
Al fin los localizaron!!!

Maravilloso! esto nos muestra la sabiduría de la naturaleza y la grandeza de los animales, que muestran una solidaridad, empatía, compasión y grandeza, que muchos humanos no tienen.

defiende a los animales, no permitas que se los maltrate, ellos son nuestros hermanos, ten piedad y compasión porque son seres indefensos ante el ser humano.Ellos sienten como los humanos.